12 de octubre, día de luto

Estoy fuera, muy lejos
pero siento este día 12 de octubre
y me imagino a todos esos miles de descerebrados
celebrando
y me dan asco,
no estoy allí pero es como si pudiera sentirlo loco,
gritando, cantando y festejando tal día como hoy
de hace unos cientos de años
en los que comenzó una barbarie
de magnitud inconmensurable.

Es como si nos pusiéramos a celebra ahora
el día que Harry Truman firmó los ataques
con aquellas bombas nucleares sobre japón,
¿me entendés?
Es como si ese día en el que ese cabrón
puso la pluma sobre un papel para ordenar
esos dos bombardeos
fueran motivo de algarabía.
El 12 de octubre fue la sentencia de muerte
para millones de personas inocentes
que poca culpa tuvieron más que
pensar que eran dioses esos demonios
que los iban a exterminar.

Ahí comenzó todo, en ese día
y encima en las escuelas de este
puto país puto
nos enseñan que España heroicamente
lo descubrió y lo civilizó y lo anexó
a su glorioso imperio español de mierda
para conformar la basura de imperio en el que nunca
se ponía el sol.
¡Ojalá este hubiera soltado una llamarada inmensa
y todos a tomar por culo!

No hay nada que celebrar me entendéis,
NADA, en todo caso debiera ser un día de luto,
todo aquel que se atreva a hacer el día de hoy
una proclama por los acontecimientos de aquel
terrible 12 de octubre es un perro sarnoso,
un inconsciente, un descerebrado,
como si España hubiera sido alguna vez
en toda su historia bueno en algo
más allá de humillar, asesinar y mentir,
¡maldito país genocida!
Si hasta otros se aprovecharon de nosotros
a partir de ese nefasto día,
¿o qué creen, que España supo enriquecerse
con las riquezas que le arrancamos a las tierras de Nueva España
mientras exterminábamos personas sin alma?
Aprendan un poquito de historia y déjense de joder.

Como diría Jaime Gil de Biedma
De todas las historias de la Historia
sin duda la más triste es la de España,
porque termina mal. Como si el hombre,
harto ya de luchar con sus demonios,
decidiese encargarles el gobierno
y la administración de su pobreza.

 

Ofendidos y liberados... ¡a mí!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s