Ahora la poesía vuelve a ser libre

Los comienzos de la poesía fueron libre:

símplemente versos lanzados al viento.

Después se la encorsetó,

se la emarcó,

se la limitó,

se la cinceló,

se replicó,

se la anuló,

se ritmificó,

se etiquetó…

ahora la poesía vuelve a ser libre.

Ofendidos y liberados... ¡a mí!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s