México

México

hace años te enseñaron a mentir

nos dijiste que estabas vivo

que podíamos cabalgar

sobre calles y arbustos

sin miedo

sin temor alguno

pero mentiste

ahora sólo eres un cadáver

abandonado en la arena

ni los buitres

ni las hienas

tienen hambre de ti

con el cuerpo putrefacto

nos mentiste

a todos los que vivíamos

sobre tu piel estiércol

y continuaste la tortura

sobre nuestros huesos

te observé desde el cielo

yo era

un ángel enfermo e hinchado

y tú

un niño perdido

en la gran ciudad

méxico

ahora eres

costras

lodo

eres pesadilla

sólo una sombra

muda

en los escombros

te digo

los insectos

los recuerdos

todos los mundos

que te habitaban

hoy

ya están muertos

país chacal

de tu vientre han nacido

habitantes

enfermos de rabia

con los puños rojos

alacrancitos

que terminarán

arrancándote la piel

país terror

hoy te escribo

con la amargura desgastada

la lengua colmada de hiel

la certeza de saber

que ya nacieron

los asesinos de tu carne

santos

que no le tienen miedo

al infierno

que pariste

país herido

tú ya estás muerto

y los niños

abren ventanas

montan nuevos caballos

se visten con armaduras invisibles

para combatir

para saquear

el oxido

que hay en tus huesos

desgastados

esto no estaba escrito en ningún apocalipsis

nadie lo predijo

no hubo

terremotos

ni mariposas negras

sin aviso

llegaron estos días

en los que

todos nos emborrachamos

a pesar de ti

bestia dormida

con la boca llena de sangre

bestia dormida

con el cuerpo roto

bestia dormida

inclínate

bestia dormida

arde

bestia dormida

tiembla

bestia dormida

sálvate

bestia dormida

no despiertes

bestia dormida

no regreses

país

mentiroso

hoy ya no existes

Tú camino termina aquí

yo te abandono.

Poeta Mariana Rodríguez: M*

¡Su blog! http://mgilmourimbaud.blogspot.com

Desde que me ha dado por levantarme

esta mañana

pareciera que viviese

en una novela de Bolaño:

Nada más encender el ordenador,

con los ojos desenfocados de sueño,

tras entrar en un enlace de twitter

escoltado por “Y así les cuento que el sábado tuve una pelea”

he descubierto una persona

que encarna las tres características

de un gran poeta:

descarado,

desgarrada,

y mexicana.

Me los he frotado:

desde el Iribarren vasco,

desde el Nicanor de siempre,

no leía nada tan (des)encantador

hasta las entrañas,

poema de estos

que comienzas a leerlo,

llegas al final en un suspiro,

y has entendido todo “de por medio”.

De esos poemas que crean esas personas

que hablan en fácil,

con la voz del pueblo.

En definitiva,

de esos poemas que conversan

entre cosquillas y pellizcos

directamente con la emoción.

Ofendidos y liberados... ¡a mí!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s